El Seguro de Vida ¿cómo funciona?

Qué es, a quién le sirve y cómo funciona un Seguro de Vida. Quiénes son los beneficiarios y ante qué circunstancias reciben la indemnización. Qué pasa si te enfermás. 

Proteger a tu familia para vivir la vida con tranquilidad es una decisión importante. Conocer cómo funciona un Seguro de Vida y contratarlo puede ser la respuesta que estás buscando, para darle a tus seres queridos la cobertura necesaria en caso de que algo llegara a pasarte.

Básicamente, un Seguro de Vida es un contrato entre una compañía aseguradora y un asegurado, por el cual la empresa se compromete a pagar un monto de dinero establecido en caso de que el asegurado fallezca. Pero el Seguro de Vida también puede pagar en caso de invalidez total o parcial permanente o anticipar dinero por enfermedad terminal.  

El Seguro de Vida de Qualia brinda cobertura, en todo el mundo, por:

  • Muerte por cualquier causa.
  • Invalidez total o parcial permanente.
  • Doble indemnización por muerte accidental.
  • Anticipo de enfermedad terminal.

Seguro de Vida, ¿cómo funciona?

El funcionamiento del Seguro de Vida, destinado a garantizar una indemnización en caso de fallecimiento o invalidez del titular de la póliza, es muy simple:

  • En función de la edad del asegurado y del capital asegurado (lo que quiere cobrar si le pasa algo) se calcula el costo anual del seguro.
  • Algunas circunstancias pueden modificar el precio de la póliza, como la práctica de deportes peligrosos o ciertas profesiones de alto riesgo.
  • El asegurado paga una prima o costo anual y, si fallece o queda inhabilitado para trabajar, la aseguradora abona el capital a los beneficiarios designados en la póliza o a sus herederos legales.
  • También pueden establecerse coberturas adicionales como el doble de capital por accidente, la muerte simultánea de ambos cónyuges o el anticipo de dinero para afrontar enfermedades graves.

¿Qué se entiende por invalidez total y permanente?

Hablamos de invalidez total y permanente, por enfermedad o accidente, cuando existe una condición de salud irreversible que impide realizar cualquier tipo de trabajo, antes de haber cumplido los 65 años.   

¿Qué pasa si te enfermás?

Si el asegurado es diagnosticado con una enfermedad terminal, durante la vigencia de la póliza y antes de haber cumplido los 65 años, será indemnizado con el 50 % de la suma asegurada de muerte.

¿Quiénes son los beneficiarios?

Quien contrata la póliza puede poner como beneficiarios a sus hijos, sus padres, su pareja o un amigo. Los beneficiarios del Seguro de Vida son designados por el titular de la póliza al hacer el contrato. Estos pueden ir cambiando a lo largo del tiempo. Si no se designan beneficiarios, los herederos legales serán quienes cobren la indemnización en caso de fallecimiento del asegurado.   

Existen varios tipos de seguros de vida, con diferentes precios y coberturas, con distintos derechos y obligaciones. Ya te contamos cómo funciona el Seguro de Vida más habitual, conocido como seguro de fallecimiento o de riesgo. La modalidad más usada es el Seguro de Vida temporal renovable. Esto quiere decir que el costo del seguro se actualiza o aumenta cada año, en función de la edad del asegurado. Al principio, no varía mucho; el incremento es más importante a partir de los 55 años.

Un Seguro de Vida resguarda a tus familiares si algo llegara a pasarte. Hay muchas razones por las cuales contratarlo, pero el principal motivo es darles protección y sostener el ingreso económico familiar ante una enfermedad invalidante o la muerte inesperada.