Consejos para evitar el estrés

Qué es el estrés, reacciones y síntomas del organismo y algunas recomendaciones para controlarlo. ¿Cómo evitar el estrés? Buscando el equilibrio en la vida cotidiana.

El estrés es un estado de cansancio mental, producido por diversas causas, que provoca trastornos físicos y psíquicos.

Desde el punto de vista biológico, se producen un conjunto de alteraciones en el organismo ante determinados estímulos repetidos. Todas las personas se sienten estresadas de vez en cuando. Las exigencias laborales, mucho estudio, un cambio importante o un evento traumático pueden ser motivo de estrés, que es la respuesta física o mental a una causa externa. Sin embargo, un estresor o factor estresante puede darse una sola vez, a corto plazo, o suceder repetidamente durante mucho tiempo. Entonces, ¿cómo evitar el estrés?   

¿Qué es el estrés?

  • Suele ser una respuesta a una causa externa.
  • Desaparece una vez que la situación traumática se resuelve.
  • Puede ser positivo o negativo.
  • El estrés positivo puede motivar a cumplir objetivos o lograr metas. 
  • El estrés negativo puede hacer perder el sueño, el apetito y/o causar malestares.
  • Produce síntomas como preocupación excesiva, tensión, inquietud, dolor de cabeza y presión alta, entre otros.
  • Como reacción al estrés puede sufrirse ansiedad. La ansiedad es interna, genera sentimientos de temor persistente e interfiere en la vida cotidiana. Es constante, aunque no haya una amenaza real e inmediata.

¿Cómo evitar el estrés?

Tomando algunas medidas, básicas pero efectivas, para mantenerlo a raya y no sufrirlo. Es importante sostener una rutina (de sueño y comidas) para que los factores estresantes (trabajo, preocupaciones) queden bajo control y no se acumulen. 

  1. Dormir

Parece obvio y sencillo, pero cuando el estrés está al acecho nada lo es. Dormir bien significa dormir lo suficiente. Tareas pendientes, obligaciones, la tecnología y otros factores, muchas veces impiden lograr el sueño y descansar como corresponde. 

  1. Hacer ejercicio

La actividad física aleja la mente del estrés y libera sustancias químicas en el cerebro que generan sensación de bienestar. Caminar un rato cada día, realizar una clase de yoga y algunas respiraciones profundas, andar en bicicleta al aire libre, bailar o cualquier otro ejercicio es beneficioso para evitar el estrés.  

  1. Comer saludable

Lo que se come y cuánto se come o, por el contrario, la falta de alimentación afecta el estado ánimo, el nivel de energía y de estrés. Como con el sueño, conviene establecer rutinas para comer saludable, de forma equilibrada y no saltear comidas o caer en atracones.  

  1. Organizarse y disfrutar

Planificar y organizar las obligaciones diarias y semanales para priorizar, terminar a tiempo o suspender -si es necesario- alguna actividad. Cumplir con los plazos establecidos también es importante para no entrar en pánico y controlar el estrés. ¡El disfrute debe estar presente! Destinar tiempo a actividades recreativas y sociales, relajadas y placenteras. Una vez más, el equilibrio en la vida es una de las respuestas a cómo evitar el estrés y mantener un estilo de vida más saludable.

a woman holds her hands over her face