5 consejos para tener una buena seguridad en casa para bebés

La seguridad de los niños en el hogar es muy importante. Cinco recomendaciones para que jueguen y crezcan tranquilos.  

Si hay un bebé o niños pequeños en la casa, hay que tomar medidas de seguridad para su cuidado. Muy chicos o más grandes, los niños no tienen conciencia del peligro; por eso es importante estar muy atento y prevenir los accidentes más comunes.

Los principales riesgos de los bebés y niños en casa son:

  • Asfixia por objetos pequeños.
  • Intoxicaciones con líquidos y medicamentos.
  • Quemaduras y electrocuciones.
  • Caídas y cortes.
  • Ahogamiento por inmersión.

Evitá estos peligros en el hogar y reforzá la seguridad para bebés en casa siguiendo estos cinco consejos:

1. Supervisá los juguetes

  1. Revisar la calidad de los juguetes que tus hijos tengan a mano.
  2. Elegir siempre los juguetes por la edad recomendada por el fabricante.
  3. Deben estar autorizados para su comercialización. 
  4. Como dice el dicho: los juguetes baratos, pueden costarte muy caro. 
  5. Controlar que sean aptos para bebés. 
  6. Chequear que no se desprendan partes o tengan pintura y otros componentes tóxicos.
  7. No darles juguetes u otros objetos con riesgo de producir asfixia, golpes o cortes.

2. No dejes al alcance lo que no deben tocar

  • A cierta edad los niños entienden pero no razonan sobre el peligro. 
  • Un bebé no comprende que no debe tocar o ingerir ciertos productos porque tienen riesgo para su salud. 
  • No dejar al alcance de la mano, ni de la vista de los pequeños, productos de limpieza, medicamentos y cualquier otro líquido que puedan tomar y causarles una intoxicación.
  • Guardá bajo llave, en alacenas con traba o cajones con cerradura cualquier otro elemento riesgoso: tijeras, envases de vidrio, cuchillos, encendedores y otros.   
  • Si ya camina, el siguiente paso es trepar. La curiosidad lleva a los niños a subirse a sillas, estantes y escalones para alcanzar las cosas. Al peligro de los productos prohibidos se suman los traumatismos por caídas y aplastamiento con muebles. ¡Que no lo intenten!     

3. No pierdas de vista al niño

  • La responsabilidad del cuidado es de los adultos. Los accidentes pueden ocurrir -y son muy comunes-, pero está en manos de los padres optimizar los ambientes para que los bebés y niños se desplacen y jueguen con seguridad. 
  • ¡No los pierdas de vista! Hay que estar atento todo el tiempo, principalmente cuando empiezan a caminar, a explorar todo y a llevarse a la boca cualquier cosa que encuentran. 
  • Si no estás en la misma habitación recurrí al Baby Call. Este aparato es muy útil para escuchar a los niños mientras juegan o a los bebés cuando duermen. 
  • Actualmente, la tecnología brinda muchas herramientas, como cámaras de vigilancia, para observarlos de forma remota y recibir las imágenes en un celular.  

4. Revisá la calefacción y la electricidad

  • Otro riesgo muy común, que hay que contemplar en la seguridad para bebés en casa, es el de las quemaduras. 
  • Limitar el acceso de los niños a los aparatos de calefacción encendidos. 
  • Las estufas no deben tener llama al alcance de la mano. Hacer ver la instalación de gas, ventilar los ambientes y colocar un detector de monóxido de carbono. 
  • Asegurate de que la instalación eléctrica de tu casa esté en buenas condiciones y de que ningún artefacto pueda desencadenar un incendio en caso de problemas de tensión.
  • Cubrí los enchufes con tapas para este fin, cinta adhesiva o vinilos decorativos.
  • No circules con agua caliente o la pava hirviendo para el mate cerca de los chicos. Es mejor utilizar un termo con tapa, que no queme por fuera. 
  • En la cocina, usar siempre las hornallas de atrás y los mangos de ollas y sartenes hacia adentro.   

5. Colocá cercos y rejas

  • Poné cercos, puertas o rejas para limitar el uso de escaleras, el acceso a la cocina o la entrada a una pileta. 
  • Utilizá rejas o redes para proteger ventanas y balcones. 
  • Quitá llaves y picaportes en mal estado que puedan caerse y encerrar o golpear al pequeño.

Tomar medidas en torno a la seguridad para bebés en casa te permitirá vivir más tranquilo y dejarlos crecer y jugar sin riesgos. Si les brindás un ambiente sano y seguro, ellos tendrán una infancia feliz y vos menos miedos y preocupaciones.